Translate

martes, 8 de marzo de 2016

Cantorales

Eduardo Beltrán y García de Leániz / Madrid


Entrar en una sala en la que la oscuridad lo inundaba todo, y descubrir tras una puerta abierta al pasado algunos ejemplares bibliográficos conservados durante siglos me hizo sentir la necesidad de plasmar ese instante en uno de mis cuadros, empezando por un boceto a lapicero.

Intentar trasmitir la magia del momento, preservando el color y la luz que presumo podría existir en esos monasterios, ha sido el motivo que me ha impulsado a pintar esta obra, en consideración a tantos hombres de fe que a través de los siglos los han escrito, iluminado y  conservado para que llegaran hasta nuestros días.

La sola penumbra del lugar ya hacía rememorar tiempos pasados, y escoger alguno de esos viejos volúmenes para pintarlos ha supuesto un sensorial placer en su estudio y ejecución.  He querido que fuera algo diferente a lo que suelo pintar tanto en la forma, como en el soporte, como en la técnica, tratando de captar  una cierta decadencia visual del paso del tiempo.

Es una obra pintada al óleo sobre madera, en la que los colores marrones imperan por necesidad. Algunas licencias me he tomado respecto a su enclave original que confieren identidad a mi forma particular de pintar.



Cantorales
Óleo sobre tabla
2016


Boceto estudio preliminar a grafito

14 comentarios:

  1. Me encanta, tanto el dibujo como la pintura, los colores y deterioro de los libros te dan una idea de la antigüedad, que has sabido captar perfectamente. Muy bonito también lo que escribes.
    Javier

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Javier. He intentado hacer algo diferente.

      Eliminar
  2. Eduardo, ya el boceto es magnífico, tiene vida. Me encanta.
    Mariana
    W

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bonita descripción la que haces, Mariana. Cuando dibujé el boceto le encantó a todo el mundo, espero que con la pintura pase lo mismo. Muchas gracias.

      Eliminar
  3. Genial. Preçioso revivir!!!
    Un abrazo, Margot

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta lo de revivir, Margot, destapar la pátina que cubre el interior! Muchas gracias por tu comentario.

      Eliminar
  4. Tus palabras son una introducción perfecta para apreciar tu obra. El boceto y el cuadro, realmente preciosos.
    Carmen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre me gusta cuando termino un cuadro hablar un poco sobre el mismo, y que la persona que lo mira pueda entender un poco mejor como es el proceso creativo, es como tú bien dices una introducción a mi obra.
      Muchas gracias, Carmen, por tu bonito comentario.

      Eliminar
  5. Que precioso, creí que era una foto. Besos
    Esther
    W

    ResponderEliminar
  6. Gracias, Esther, aunque non es tan realista como para eso!

    ResponderEliminar
  7. Hola soy Cristina, dueña de Mía. Solo tengo una palabra para definirte: ARTISTA. La frase en inglés la ha entendido perfectamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Cristina. A pesar de las circunstancias intento seguir pintando todo lo que puedo, tengo muchos proyectos que voy ejecutando poco a poco, pues siendo un pintor de inspiración necesito plasmarlos en el momento, siempre que las obligaciones me lo permitan.

      Eliminar